miércoles, noviembre 01, 2006

Todas tenemos algo de Cuaimas

Pues sí, no tendré mucha experiencia pero eso de ser cuaima en un país como Venezuela ya lo traemos grabado en los genes. Luego de ver tantas novelas algo queda.

Gracias a los personajes interpretados por Mimi Lazo, Elba Escobar, Hilda Abrahams, Gledys Ibarra y hasta la mismita Lupita Ferrer que nos instruyeron en este camino.

Me confieso una Cuaima, quizás moderada. Una cuaima que sale a relucir muy pocas veces, pero que cuando sale, hasta yo misma me sorprendo.

Como dirían mis amigos maracuchos: "Las mujeres no son cuaimas, son CUAIMAPIÑA, pero no podemos vivir sin ellas". JAJAJAJA

Y cómo no serlo. A quién debemos culpar por ser MUJERES.

¿Qué es una mujer cuaima para ellos?

Alex Carmona (Maracucho rajao): "Es una mujer venenosa, no da tiempo de nada, ataca sin pensar y piedad, no razona, va con todo, es fuerte".

Braulio (mi hermano) "Es una que se la pasa mal humorada por todo y es demasiado exigente y no la satisface nada".

Jesús Corral: "Es una arma peo, controladora, celosa, etc. Mejor busca el concepto en google".

Buscando en google me encontré con la Biblia de las cuaimas: www.asocuaima.com.ve que maravilla.

Ernesto Tovar (colega periodista, galán en la fuente de mercados, papas y cebollas): "Es una mujer que averigua todo y es 100% paranoica. Que le mete ideas a sus amigas sobre lo que hacen sus novios. Que pone a las mujeres a pelear entre si, que manipula todo para su beneficio, en detrimento de su pareja o los hombres en general. Que no se le escapa una y duda de todo.

Telmo Almada (recientemente ex jefe): "una cuaima es una vaina que no se la cala nadie, una ladilla china. Es una mujer que siempre consigue lo contrario a lo que se propone"


Pero las mujeres también opinaron:

Veronica Romero (periodista radial) "Dominante, a veces inteligente, a veces muy tarada para hacer las cosas...incisiva, acaparadora, celosa y obsesiva. Bueno creo que todas siempre nos armamos muchos rollos en la cabeza, eso si me pasa... pero no los exteriorizo. Creo que en complicar tanto las cosas, se nos va mucho tiempo y nos desgastamos mucho".

Corina Rodriguez (colega, Miss Shoping Mall international): "Las mejores cuaimas son las que dicen que no lo son y viceversa.

Lorena Margarita (colega periodista): "Nos la damos de cuaimas, pero cuando nos enamoramos nos volvemos unas pendejas".

Si no somos en 100% cuaimas controladoras, obsesivas, impulsivas, celosas, independientes y otros cuantos calificativos, por lo menos un 10% o 30% tenemos y cuando nos provocan podemos repuntar más alto que la INFLACIÓN.

Pero cuando estamos de buenas, somos tan vulnerables, que cualquier PERRO nos puede cazar si no estamos ALERTA.

5 comentarios:

SUIGENERISABEL dijo...

Katy, mujer que no sea cuaima, no es mujer. Pero eso si...hay niveles de cuaiminismo.
Tu dices que te consideras una cuaima moderada, yo pienso que soy Cuaima moderada alta.jajajajajaj
Me dio mucha risa saber que existe un ASOCUAIMA de verdad.
Hace muchos años les puse ese apodo a mis tias por parte de padre, por que sucede algo y en un momentico se enteran todas con valores agregados y demas. Mi papa, es el vocal masculino! Deja que le diga se va a cuajar de la risa con esto.

ratablanca5 dijo...

Quiero dejar en claro que las mujeres no deben victimizarse con aquello de "cuando nos enamoramos", pues hombres y mujeres se vuelven estúpidos (en el buen sentido), cuando se enamoran...

Katiuska Hernández Rojas dijo...

jajajajaja. Deberías pasarme un texto sobre tus consideraciones como representante masculino. Se ha generalizado la idea de que los hombres no sufren o sufren menos en una relación. Pero no he tenido la oportunidad de hablar con el corazón abierto de un chico herido cruelmente.

Empiezo a entender dijo...

Que buen descubrimiento (vengo de lo de Caty, la magnífica). Volveré seguido a leerte.

Anónimo dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.