viernes, octubre 20, 2006

La vida se me va con lo que escribo



Vivir 7 meses en Madrid no tiene precio, para todo lo demás queda Caracas...

Las palabras de Sabina me ayudan a comprender que la vida de un periodista se consume día a día con lo que escribimos. Vivimos en nuestro propio mundo, solo los periodistas comprendemos los chistes de los periodistas. Salimos con periodistas, nos empatamos con periodistas, nos casamos con periodistas y si seguimos con esta suerte nuestros hijos serán periodistas.

Que más da si nos encanta que la vida se nos vaya con cada palabra que escribimos.

1 comentario:

SUIGENERISABEL dijo...

Bienvenida a la blogmania Katy, cada vez que visites el mio y notes algun error por favor hazmelo saber.
Como te mencione me gusta mucho que escribas sobre tus viajes. Dios te ha dado esa oportunidad de conocer otras tierras fuera de la tuya. Es un privilegio que no cualquiera tiene.
Espero que consigas tu periodista privado pronto!